632

No son malos chicos, pero la muerte accidental de alguien puede cambiar a cualquiera. Sexo, drogas, dinero y bandas enfrentadas, marcando cada esquina de la ciudad. Un musical de rap sin pausas y provocador que no dejará a nadie indiferente. Un consejo para el espectador: No se encariñe con un personaje.
SDA estudio